La muniquesa Samantha Tobias ha sido nombrada ganadora del premio Mary Mulvihill de este año por su proyecto sobre la subida del nivel del mar y su impacto en los sitios patrimoniales.

Tobias, estudiante del University College de Dublín (UCD), se llevó el premio de 2.000 euros. El concurso llega a su sexta edición. Se celebra anualmente para conmemorar el legado del periodista y escritor científico, Mary Mulvihill que murió en 2015.

El tema del concurso de este año era el agua. Estudiantes de 10 universidades de todo el país presentaron trabajos que exploraban el tema en términos científicos, medioambientales, imaginativos o de otro tipo.

El proyecto ganador de Tobias fue un ensayo ilustrado titulado «Vegaøyan: impacto y gestión de la subida del nivel del mar y las inundaciones en los sitios del Patrimonio Mundial».

El ensayo analizaba las implicaciones de la subida del nivel del mar para el archipiélago de Vegaøyan (o Vega), frente a la costa occidental de Noruega. El archipiélago es un sitio del Patrimonio Mundial de la UNESCO que comprende miles de islas, islotes y arrecifes.

La región está habitada por el hombre desde hace más de 10.000 años. Sus habitantes pescan, cultivan y recogen el plumón de los patos de eider, para los que construyen casas especiales para anidar.

La subida del nivel del mar y las inundaciones costeras asociadas amenazan con alterar el delicado equilibrio de la zona y socavar la viabilidad de sus 222 especies de aves y su biodiversidad marina.

Tobias completará un máster en gestión y conservación del patrimonio mundial en la UCD a finales de este año.

Es la segunda estudiante del curso de gestión y conservación del patrimonio mundial de la UCD que gana el premio, tras el ganadora inaugural Irene Fogarty , en 2017.

Tobias aspira a realizar un doctorado en la misma disciplina. Su ambición es seguir investigando en Vegaøyan para estudiar las estrategias que podrían minimizar los daños causados a la región por la subida del nivel del mar.

Los jueces del premio Mary Mulvihill de este año fueron el periodista tecnológico del Irish Times Karlin Lillington, Nigel Monaghan, del Museo Nacional de Historia Natural de Irlanda; Fiona Regan, del Instituto del Agua de la DCU, y la hermana de Mulvihill, Anne Mulvihill.

Al entregar el premio a Tobias, Regan dijo que su obra ganadora «era un trabajo muy sólido».

«Fue exhaustivo, técnicamente sólido y mostró un buen dominio de varias disciplinas».

El subcampeón del concurso de este año fue el estudiante de ciencias de la UCD Rodger Clery, que obtuvo un premio de 500 euros por su cortometraje de animación, titulado «A Beginner’s Guide to Water».

Tobias y Clery están invitados a la próxima sesión de la Escuela de Verano Robert Boyle, que se celebra en Lismore, condado de Waterford, del 23 al 26 de junio. La invitación se extiende también a los 2021 y 2020 Los galardonados con el premio Mary Mulvihill, que no han podido asistir debido a las restricciones de Covid-19.

10 cosas que necesitas saber directamente en tu bandeja de entrada cada día de la semana. Inscríbase en el Resumen diario El resumen de Silicon Republic de las noticias esenciales de ciencia y tecnología.